Buscando partida...

“GREATNESS AWAITS”: EL DESPERTAR DE LAS MEDIAS CONSOLAS

Por

Hubo un tiempo, en el cual tú crecías junto a tu consola. Por algún azar cósmico, el ciclo de vida de esa pequeña caja de diversión y enviciamiento, parecía coincidir con distintas etapas relevantes de la vida. En mi caso, la SNES me acompañó en la básica, justo para entregarle la batuta a la PSX cuando comenzaba a “ponerme hediondito” y empezaba a gustar del rock, las chicas y claro, los juegos más violentos. Ya en la universidad, sería la PlayStation 2 quien rompería con maratónicas  sesiones de estudio y me haría perder más de alguna clase… ¡Sí Snake Eater, te culpo a ti!

Sin embargo, hoy parece que la longevidad de las consolas – así como la posibilidad de llegar a generar historias y recuerdos junto a ellas – está llegando a su fin. Hace unas horas, Sony ha anunciado lo que ya era un secreto a voces: La Playstation 4.5. Para algunos, este anuncio – así como los futuros planes de Microsoft y la NX de Nintendo – vendría a ser una especie de mea culpa. Ninguna de estas compañías estaban preparadas para llegar a la Octava Generación de Consolas, pero una vez enmendado “el bochorno”, todo debería volver a la normalidad. Pero ¿Qué tal si ésta es la siguiente gran moda de la Industria?

De acuerdo a los reportes originales, la NEO – nombre con el que Sony habría tratado de mantener el proyecto en secreto (cuek!) – ofrecerá mejor CPU, GPU y RAM que la PS4. Aunque no se trata de una maquina nueva, estas mejoras podrían permitir normalizar el framerate a 60 fps, además de llegar a ofrecer una resolución de hasta 3840 × 2160 pixeles… es decir ¡4K!

SHUT UP AND TAKE MY… NO!!

En serio: ¡NO!

Si eres de esos que dicen “Ñeeeeeh, la tecnología avanza a pasos agigantados, así que no podemos limitarnos cambiar consolas cada 7 o 10 años…” ¡Ten! Aquí tienes una estrellita por participar. Sí, la tecnología avanza a pasos agigantados, pero eso no significa que los consumidores puedan o deban adaptar cada chiche tecnológico, apenas salga de Silicon Valley o el MIT. Por ejemplo, la Alta Definición ya existía en cintas (sí, cintas como la de los VHS) allá por 1993, pero tendrían que pasar al menos 10 años para que se empezará producir contenido en ese formato, hasta hacerlo viable.

Pero, pero, pero, pero cómo Apple lanza un iPhone todos los años y…Apple lanza un nuevo teléfono cada año, no porque reinventen la telefonía móvil cada 365 días, sino porque hábiles publicistas han logrado que te sientas menos, si es que no cuentas con su último producto. Además, la tecnología tiene una vida útil mayor de lo que comúnmente queremos aceptar. Probablemente, tu mamá tiene el mismo refrigerador hace más de 15 años y créeme que tu LED de 50 pulgadas no se irá a la basura, de la noche a la mañana, por más que alguien se esmere en convencerte que “el 4k  está a la vuelta de la esquina“. Finalmente, y por sobre todo, las consolas no son celulares… ni tampoco PCs.

DEAL-WITH-IT!

Por décadas, jugar en una consola ha sido sinónimo de comodidad.  Mientras uno de los principales atractivos del PC, es la posibilidad de mejorar constantemente el quipo para logar “la mejor experiencia de juego posible“, para el usuario de consolas, el encanto deriva de todo lo contrario. Quienes compran una consola, están felices con mantenerse “vigentes”, confiando más en la calidad del software, que la del hardware. Para nosotros resulta natural, que para fines del ciclo de vida una de consola, los juegos se vean significativamente mejor que al comienzo de éste ¡Y sin cambiarle un sólo perno a nuestro equipo!

De acuerdo a los rumores, Sony habría prohibido el desarrollo exclusivo para esta nueva “media consola”. La idea detrás de esta benevolente medida, sería no alienar a los 40 millones de actuales usuarios de PlayStation 4. Entonces ¿Por qué deberíamos comprar una PS4.5? La verdad es que no me interesa la realidad virtual, ni tampoco tengo un televisor 4K, por lo que debería estar bien con mi fiel consola ¿Verdad? ¡Aaaah! Es ahí donde la propia Sony, nos transformara en 40 millones de Bad Luck Brians.

Imagina que  Destiny 2 o The Last of Us 2, son anunciados. ¿Crees que Sony mostrará las versiones de PS4?… JÁ! ¡Y Ubisoft dejará las microtransacciones! Ante un constante desfile de pixeles y cuadros por segundo  que nunca tendrás, no pasará mucho para que sientas que tienes una consola inferior. ¡Obvio! Pues no estamos hablando de consolas VS PCs, sino del aparato en el que gastaste 400 dólares, hace menos de 3 años o quizás sólo un par de meses.

Pero más allá de la molestia puntual, si vender versiones actualizadas de consolas se vuelve la norma dentro de la industria, nunca más veremos a alguna de ellas alcanzar su completo potencial. Lo que estamos experimentando, no responde a una solución en favor de la creatividad o necesidades técnicas de la industria. Sustituir las consolas en este momento, radica únicamente en malas decisiones gerenciales y el afán  predatorio de fragmentar arbitrariamente el mercado. El mismo Andrew House – Jefe Ejecutivo de PlayStation – indicó que la NEO, será “la verdadera opción para el hardcore gamer“. ¡Wow! Eso es tener bolas… y deseos suicidas.

Quizás sea un maldito cínico, pero estoy seguro que Sony, Microsoft y Nintendo gastarán más dinero tratando de convencernos que necesitamos la nueva iteración de sus consola, en lugar de investigar e implementar mejores formas de jugar. Y así, entre tanta PS5-C o Xbox Two-S, jugar dejará de ser un pasatiempo y se transformará en un símbolo de status.

3322 Visitas

ColumnaSin categoría
Compartir
Sitio desarrollado por Diego Orellana G.